Publicado el 18 Agosto, 2015 a las 1:48 pm

Nacimos en guerra contra el patriarcado, escojamos nuestra trinchera

Texto extraído de "Propaga tu Odio", publicación anticarcelaria y feminista, lanzado y distribuido en la región del Biobío en el mes de Julio y Agosto.

propraga tu odio

Desde que nos planteamos y nos posicionamos en un camino hacia nuestra liberación, tomamos con ello la decisión de lucha contra el patriarcado.

 

Desde esta perspectiva asumimos  que en una cultura patriarcal desde que nacemos se nos declara la guerra querámoslo o no, por lo que  posicionarnos en un camino hacia nuestra liberación implica necesariamente  el cuestionamiento de todas nuestras prácticas, el regreso y redescubrimiento de nuestros saberes ancestrales mutilados y arrebatados premeditadamente y la confrontación constante con todo lo que se manifiesta como dominación y opresión en las diversas formas que tiene para ello este sistema en el cual estamos inmersas, llámesele sociedad o sistema capitalista, terrorista, femicida, racional, patriarcal o como sea.

 

Desde esta perspectiva se valoriza el encuentro constante con nuestras pares en espacios de discusión y de recuperación del conocimiento y autoconocimiento, pero entendiendo que esto no basta en el camino, ya que la represión hacia la mujer no es solo un problema  de envidia contra su capacidad de conexión y acceso a distintos conocimientos, sino un problema de poder, ya que las mujeres siempre hemos representado un peligro para los poderosos y aunque la historia escrita por hombres patriarcas cómplices nos invisibilice intencionadamente, se ha podido recopilar que en distintos momentos y lugares hemos levantado y seguimos levantando rebeliones contra el poder.

 

Por ello reconocemos la construcción que han hecho sobre cómo debemos ser en cuanto a la imposición de la pasividad o no violencia ante un sistema que nos violenta. El rol de pasividad o de liberación segregada a los espacios personales e íntimos y la conformidad con una liberación basada sólo en estas prácticas y  reflexiones, es un cuento más que nos impusieron: el hombre va a la guerra mientras las mujeres se quedan cuidando a las crías, o mujeres y niños primero, asumiendo una condición de indefensión, indefensión también impuesta por conveniencia, manipulando la fuerza de la mujer reducida a la fuerza para parir, para criar o fuerza por ser mujer maravilla y responder a todas sus necesidades.

 

Ante esta imposición de pasividad hacemos un llamado a hacernos cargo de nuestra situación de ser indefensas y de la supuesta comodidad que significa la pasividad o la no violencia, ya que consideramos que no tiene nada de comodidad ni mucho menos de privilegio no hacerse cargo de la situación social en donde nos movemos, no ser partícipes activamente y sin tregua de esta guerra, que aunque no la elegimos, elegimos seguir en ella y nos golpea duramente a cada una y a nuestras pares, y es ese sentido que no tiene nada de cómodo dejar la subversión o la acción directa en manos de “otros y otras” por un pacifismo que nos asegura la permanencia de nuestra sumisión y en este sentido también es que nos planteamos en pie de guerra constante contra el patriarcado y el capitalismo como una de sus formas de expresión considerando que para lograr nuestra liberación es necesaria la ofensiva y el abandono de la situación de tregua que le regalamos a los que nunca nos han dado tregua.

 

Reconocemos que asumir una posición de rebeldía es asumir también el peso represivo que tiene por consecuencia una acción que irrumpa su supuesta paz. Por ello reivindicamos a las muchas compañeras que pese a esto deciden no dar tregua a este sistema terrorista y que con conciencia política asumen esta posición de rebeldía realizando diversas acciones directas que las han llevado a encontrarse con todo el aparataje represor: cárceles, torturas, muertes, desapariciones, y todo lo que los dominantes utilizan para perpetuar su orden cuando se trata de insumisión y desobediencia. Compañeras que desde un planteamiento claro y directo asumen y defienden sus actos e ideas, declarándose en guerra y apostando por un cambio real de nuestras vidas.

 

En este marco es que decidimos difundir a través de este compilado la situación carcelaria de estas compañeras que se encuentran actualmente en manos del aparataje del poder, considerando que es necesario compilar nuestra propia historia y nunca olvidar.

 

En memoria de todas las hermanas que enfrentaron la brutalidad de la dictadura anterior llamamos a reflexionar, difundir, propagar, conversar y actuar permanentemente, he allí nuestra fertilidad.

Escrito por Propaga tu odio

Propagalo!

Publicado el Martes 18 Agosto 2015 a las 1:48 pm
Deja tu comentario aqui abajo ▼

Usamos una licencia Creative Commons porque puede servir de algo.

Los contenidos de terceros son señalados respetando a su fuente.

Comentarios

Suscríbete al Boletín

Recibe en tu correo las noticias y articulos

Name
Email *
 

Metiendo Ruido es un colectivo de contrainformación y agitación del Bio-Bio (Región Chilena) | 2010-2014 | Creative Commons | ®